EL NUEVO PROYECTO UniCaBA: LA VERSIÓN GRADUALISTA DE LA MISMA DESTRUCCIÓN

 
 
Ante la lucha tenaz y unitaria de docentes y estudiantes de los 29 profesorados de la Ciudad de Bs As durante 9 meses, el PRO cambió su proyecto inicial de muerte “súbita” de los profesorados por uno nuevo que plantea la sobrevivencia de los mismos al tiempo que se reitera la propuesta de creación de la nueva universidad, la UniCaBA. Se trata de sostener la misma estrategia del proyecto inicial, pero mediante la muerte “lenta” de los profesorados, esperando el desgaste progresivo de la actual resistencia.
El nuevo proyecto consta de 28 artículos y tres títulos: 1) la formación docente, 2) el planeamiento, evaluación, información estadística y acreditación de la formación docente, y 3) la creación de la UniCaBA. En los dos primeros títulos, referidos específicamente a los profesorados, queda establecido un régimen de pérdida de autonomía completa de los mismos respecto del poder político, en un salto hacia atrás respecto de su creciente democratización, conquistada durante las últimas décadas.
El proyecto no se hace referencia a ninguna de las normativas vigentes para el gobierno y funcionamiento de los profesorados. En primer lugar, desconoce la Ordenanza 40593, en la que se determina que el área de Educación Superior está conformada por los profesorados de formación docente, los institutos técnicos profesionales, y que los profesorados de educación artística integran el área de Educación Artística. El proyecto desconoce esta estructura, desmembra el área de Educación Superior de nuestro sistema educativo al aislar la formación docente de la técnica superior y no especifica qué ocurre con los institutos de formación artística.
Por otra parte, al desconocer la vigencia de la mencionada ordenanza, no reconoce el actual escalafón así como los derechos y obligaciones laborales de los docentes que ésta establece. Tampoco se hace mención a la Ley 2270 que legisla sobre el régimen de concurso público en el nivel superior. No se ratifica la vigencia del Reglamento Orgánico Marco (ROM), del Reglamento Académico Marco (RAM) ni de los respectivos Reglamentos Orgánicos Institucionales (ROI) y Reglamentos Académicos Institucionales (RAI) que rigen a la fecha. El ROM establece la forma de gobierno de los profesorados mediante un régimen de designación electiva y periódica de sus rectores y consejos directivos. A su vez, el RAM, el sistema de promoción y aprobación de las materias.
El nuevo proyecto borra por completo toda referencia a esta normativa y sostiene como única vaga referencia legal, a todo aquello que determine el Consejo Federal de Educación y el Ministerio de Educación de la Ciudad (Art. 5). Es un borrón y cuenta nueva del sistema vigente que elimina derechos laborales, régimen académico, gobiernos autónomos de los profesorados y al propio Consejo de Educación Superior de Gestión Estatal, CESGE.
Por esta nueva ley, los institutos pasarían a tener el control del Consejo Federal para su registro y acreditación. No se presenta ninguna cláusula transitoria que reconozca la plena vigencia de los profesorados actuales, quedando a la libre interpretación, posterior a la sanción de este proyecto, la posibilidad de que los 29 existentes puedan o no ser acreditados y registrados con todas sus carreras actuales.
El Ministerio de Educación pasaría a tener control académico y administrativo total de los profesorados. Planifica las carreras, la distribución de la matrícula, las comisiones de cada cátedra, los planes de estudio y hasta de extensión de los profesorados. (Art. 9, Inc. a). Tiene a su cargo la evaluación externa de los profesorados y la acreditación de títulos. Esto habilita a que los profesorados no sean los que otorgan los títulos, sino a que se establezcan regímenes de acreditaciones de los títulos externos a los propios profesorados. (Art. 9 Inc. b)
Finalmente, la única mención que se hace a la función de los profesorados es la de suministrar los datos e información al Ministerio que les permita realizar la evaluación de los mismos. (Art. 12).
¿A QUÉ VIENE LA UniCABA?
El capítulo III referido a la creación de la UniCaBA aparece en este nuevo proyecto con una proyección más allá de la formación docente. No estaríamos frente a una universidad específicamente dedicada a la formación docente sino que incluiría carreras relacionadas con nuevos perfiles profesionales, que respondan a “proyectos emprendedores y de desarrollo territorial”. (Art. 16) Entre ellos se mencionan demandas, por ejemplo, vinculadas al turismo, la gastronomía, el diseño y las innovaciones audiovisuales. Curiosamente, en estos tiempos de ajuste y recorte de los presupuestos educativos para cumplir con las metas del FMI para pago de la deuda externa, y después de que una y otra vez el ex Ministro de Educación, Esteban Bullrich, afirmara que sobran profesorados en nuestro país, el proyecto UniCABA se fundamenta en la necesidad de “diversificar la oferta académica de la Ciudad”. (Ver Fundamentos). Alguien miente.
A diferencia de los profesorados, el proyecto sostiene que la UniCaBa gozaría de absoluta autonomía académica e institucional y autarquía económica y administrativa. (Art. 15). Sin embargo, su Rector Organizador, designado por el Ejecutivo, sería el único que podría aprobar el Estatuto Provisorio que establecería los órganos de gobierno. O sea que la noria vuelve al mismo punto: este representante del gobierno decide todo. Incluso la designación interina de los docentes, hasta un hipotético llamado a concurso. (Art. 23).
Es evidente que el nuevo proyecto es una maniobra para ganar tiempo en una estrategia de gradualismo para llegar a la misma meta: la destrucción de los profesorados. Estamos no sólo frente a una política de ajuste, mediante el cierre de algunos de ellos, y de carreras en otros. Se apunta a cambiar de raíz los actuales planes de estudio para acompañar la pretendida reforma de las relaciones laborales en nuestro país que reclama el mundo empresarial y a la cual debería servir el sistema educativo. Se busca afianzar una política de privatización mediante la entrega de recursos del estado a empresas de servicios educativos en evaluación, capacitación, asesoramientos y contratación de docentes, de las cuales son accionistas no pocos funcionarios de gobierno y sus familiares. Se excusan en el avance tecnológico para imponer una degradación de la formación disolviendo las carreras por disciplinas, haciendo de la formación en habilidades y destrezas un fin en sí mismo, desprendido del propio conocimiento disciplinar como tesoro cultural.
La lucha contra la UniCaBA debe continuar contra este nuevo proyecto con más firmeza y unidad que nunca entre docentes y estudiantes. A no aflojar. Este gobierno ha demostrado su incapacidad para gobernar no sólo la economía sino también la educación. No dejemos que en una sesión legislativa destruyan décadas de construcción de nuestra formación docente.
Buenos Aires, 2 de setiembre de 2018
*Legisladora electa FIT (Izquierda Socialista)
Compartir:

Sobre nosotros Laura Marrone

Legisladora Ciudad de Buenos Aires - FIT-Izquierda Socialista (2017) 2019 Licenciada en Ciencias de la Educación (UBA) Trayectoria laboral Profesora de Enseñanza Superior (2012-2018) Maestra (1984-2012) Cajera de venta de hamburguesas (París 1981-1983) Mucama de hotel (París 1981) Empleada en fábrica metalúrgica (Madrid 1979-1981) Bibliotecaria (1973-1976) Trayectoria política Fue Secretaria de Asuntos Pedagógicos de Ademys (2010-2013) Vicepresidente de UMP-CTERA (1985-1989) Exiliada política por estado de sitio (1979-1983) Militó en la Liga Socialista de los Trabajadores de Francia y en el movimiento de los inmigrantes sin papeles de París Militó en Comisiones Obreras de España, en la rama metalúrgica en Getafe, España. Fue expulsada de España durante el Tejerazo. (1981) Presa política de la dictadura (1976-1979) Delegada de nivel superior en la UEPC-CTERA- Córdoba (1973-1976) Delegada estudiantil en la Facultad de arquitectura (1971-1973) Ingresó a la corriente morenista a la cual perteneció hasta la actualidad 1971-2018 en sus diferentes organizaciones. PRT-La Verdad, PST, MAS, Izquierda Socialista. Militante del movimiento tercer mundista del catolicismo en Córdoba (1969-1971) Escribió libros de texto para el nivel primario y secundario para Estudios Sociales y Formación Ciudadana. Artículos sobre política educativa.

No se admiten más comentarios